Mbappé aún es posible para el Madrid

EI Real Madrid espera una inminente resolución de la UEFA, que podría sancionar al PSG por incumplir el Juego Limpio Financiero. El club parisino se vería obligado a vender a una de sus estrellas. El PSG debe ejercer el próximo lunes la opción de compra sobre Mbappé, lo que supondría abonarle al Mónaco 180 millones de euros y romper dos de las barrera reguladas por la UEFA: el límite salarial de su plantilla y el equilibrio entre ingresos y gastos. La jugada pondría a Mbappé a tiro del Madrid.

Con los mercados ya cerrados en Italia (que juega con ventaja en la contratación de extranjeros al haber introducido una tarifa plana fiscal por la que los jugadores cubren con sólo 100.000 euros todos los ingresos que generen fuera del país) y en Inglaterra, sólo el Madrid tendría fuerza en Europa para aprovechar una pieza como la de Mbappé. Florentino tiene la escopeta cargada.

Los plazos se ajustan como anillo al dedo. La cesión de Mbappé vence el próximo lunes, la UEFA debe resolver el expediente del PSG antes del día 30 y el Madrid tiene hasta el 31 para el golpe de mano.

La UEFA reabrió en julio la investigación sobre las cuentas del PSG, que había cerrado en falso sólo un mes antes. “A la luz de la reciente decisión del Investigador Jefe del Club Financial Control Body (CFCB) de cerrar la investigación sobre el PSG, que comenzó el 1 de septiembre de 2017, el Presidente del CFCB decidió enviar esta decisión para su revisión”, indicó la UEFA el pasado 18 de julio en un comunicado.

Algo que el presidente de LaLIga confirmó ayer a este periódico. “Es verdad que al comienzo del verano pedimos de nuevo a la UEFA que reabriera la investigación al PSG”, dijo Javier Tebas. La Cámara de Adjudicatura, presidida por José Cunha, ex fiscal de Portugal, tiene la potestad para sancionar al PSG. Ya lo hizo con el Milán, aunque luego todo quedó en nada, y antes con el Sion, al que dejó fuera de Europa. El PSG tiene aún que soltar lastre por 90 millones si no quiere devolver al mercado al francés, que si regresa a Mónaco se convertiría en objetivo prioritario del Real Madrid.

El artículo ‘F’ aborta las cesiones simuladas

El PSG se saltó los semáforos del Fair Play Financiero (FPF) con la compra de Neymarpor 222 millones. Por eso simuló con una cesión el traspaso de Mbappé por otros 180. Ahora debe pagar o devolver al jugador al Mónaco. La norma del FPF dice, en su ‘Artículo F’, que el club que no cumpla los requisitos “no podrá registrar nuevos jugadores en las competiciones de la UEFA”. Si Mbappé pasa de cedido a comprado, el PSG podría incumplir la norma que establece que los clubes sólo podrán gastar hasta cinco millones más de lo que ingresen en cada trienio. Es decir, el PSG debe hacer cuentas (que arrancarán en casi 450 millones de euros en fichajes, más los salarios de su plantilla) y garantizar que sus ingresos en los últimos tres cursos los superen en más de cinco millones. Y sin doping financiero, como se consideran las ayudas de Estado.

Comentarios de Facebook